jueves, 8 de noviembre de 2012

Capítulo 44


Novela: “Esta es mi historia, no un cuento de hadas

Capitulo cuarenta y cuatro

Luego de escuchar que estaba hablando con “esa” Paulina, mis lágrimas, sin pedir permiso salieron de mis ojos. No puede ser tan garca, en que apenas terminamos salga con otra! Eso es amor?. Me levante de esa mesa, dejando a Victoria y Yago solos en la mesa. Por suerte Vicky, no me miro en ningún momento, estaba escuchando de lo que hablaba Yago, creo que no entendió ella.

Yago: Ma, Maca! –me llamo-
Vicky: Mami se enojo poque sabe que etas habando con Paudina! Vos la quedes más a ella que a mí –lloraba caprichosa, típica nena celosa por el amor de su padre-
Yago: Que? –sorprendido-
Vicky: te odio –grito-
Yago: No Vicky, enserio yo te amo más que a nadie en el mundo
Vicky: No poque siempe esta con vos y te dio un beso –enojada- bájame me quiedo id a mi piesa
Yago: Con una condición, si? –Pregunto, así se le pasaba el enojo-
Vicky: no bajame o guito fuete –re caprichosa-
Yago: Pero me perdonas? –Bajándola de la sillita-
Vicky: No! –le piso el pie, copiando a las películas. Obvio que a Yago no le dolió, no lo hace tan fuerte. Pero si lo lastimo el hecho de que su hija se enoje con el-
Yago: Victoria!

Me fui de donde estaban mi hija y su padre, me encerré en mi habitación y me senté en el piso, pegada a la puerta. Con mi cara entre mis rodillas, lloraba, y lloraba. Lo peor, fue que se escuchaba los gritos de Vicky, que también se encontraba re enojada. Encima en uno de esos gritos escuche que Vicky le decía a Yago que le daba besos. Delante de la nena!? Es un desubicado, como puede hacerme esto, HACERNOS esto. Escucho que Victoria cierra la puerta, y me levante, con mis manos seque mis lágrimas y fui a su piesa. Yago estaba yendo, pero me vio a mí salir de aquella habitación, para entrar a la de Victoria. El decidió no interrumpirme.

Maca: Vicky, mi vida abrime, es mama –le dije con una voz dulce-
Vicky: pero que no ente papi
Maca: No, no va entrar, yo solita nadie mas
Vicky: beno –me abrió- pasa sápido! –me exigió-
Maca: Te pasó algo que estuviste gritándole a papá? –le pregunte tierna, mientras ayudaba a subirse a su cama-
Vicky: Ti! Poque quiede mas a Paudina que a mi
Maca: De donde sacaste eso?
Vicky: yo le vi que le dio un beso entonces ahoda va a queded a la hija de paudina –por mi explicación de los bebes-
Maca: No no, no va a tener un bebe Victoria, eso es cuando las dos personas quieren un hijo, nace directamente Vicky –no sabía que explicarle ya-
Vicky: Pero la quiede mas a ella –con sus ojos llorosos-
Maca: Vicky creeme tu papá te ama mucho
Vicky: Pero a Paudina mas –llorando-
Maca: No amor, a vos te ama mas –le di un beso en su frente, y de su cajón, saque un broncodilatador con el tubo, así se lo ponía- Estas mejor ahora? –le pregunte y ella asintió-

No pasaron más de diez minutos, cuando ella se quedo dormida en mis piernas. Por suerte, ella ya estaba en pijama desde que se levanto, a si que solo le abrí la cama y la acosté.
Al salir, vi que Yago estaba cerca de la puerta escuchando la conversación. Lo mire a los ojos y él los tenia cristalinos. Yo solo negué con mi cabeza.

----

3 comentarios: